El Verano llega y con él, los trastornos psicológicos estivales como los Tr. Alimentación, la Vigorexia, la Anorexia o la Dismorfofobia. ¡Atención a caer en la trampa!

 

psicologa palma

El confinamiento se va desdibujando poquito a poco y empezamos a ver la luz del periodo estival que casi sin darnos cuenta, ya está aquí.

Es una noticia maravillosa y sin embargo, siempre hay que estar atentos ya que en este periodo veraniego, es cuando se desmelenan algunos trastornos psicológicos que pueden afectar de forma significativa a la calidad de la persona. Estos son, entre otros, los trastornos de alimentación, la vigorexia, la tanorexia o la dismorfofobia.

 

A todos nos gusta gustar y nuestra imagen física es casi tan importante como nuestro rendimiento intelectual. Ya lo decían las Sátiras de Juvenal “Mens sana in corpore sano”, y no es para menos ya que nuestro físico genera un impacto cada vez mayor en nuestro autoconcepto y en nuestra autoestima (empujados por este Mundo Globalizado y Consumista, lo cual es otra historia de la que ya hablaremos en otro post…).

 

El caso es que tener un equilibrio entre la idea del cuerpo que nos gustaría tener y la realidad de lo que tenemos, a veces es difícil, ya que se nos inculcan patrones muy rígidos y extremos, idealizados e irreales,  que fomentan en nosotros conductas obsesivas que finalmente pueden llevarnos a la psicopatología.

 

En cuanto a los trastornos alimentarios, son muy conocidas la Anorexia y la Bulimia, aunque también existen nuevos fenómenos emergentes como el Vómiting, o el síndrome del Atracón (sus nombres ya hacen justicia a su significado).

 

La vigorexia es la obsesión por lograr cuerpos perfectos, esbeltos e imposibles. Para ello, se tortura la mente y el físico hasta el extremo, produciendo comportamientos rígidos muy sacrificantes. La mente se obsesionacon la belleza del cuerpo y deja de centrarse en el placer de vivir, de comer, de relacionarse… lo importante es un físico perfecto y el fin justifica los medios, a pesar de dejar de vivir para lograrlos. Dietas rarísimas, horas de gimnasio diario… que suenen las alarmas!

 

La tanorexia es la obsesión por el bronceado, que nos lleva a conductas de riesgo que pueden acabar en enfermedades dermatológicas, quemaduras severas o cáncer de piel. El funcionamiento es similar ya que al final nos obsesionamos con lograr una meta idealizada y poco realista y para ello exprimimos nuestra conductas restrictivas, sacrificando los placeres de la vida y exponiéndonos a peligros reales para lograr nuestro objetivo fraudulento.

psicologa palma

Por último, la Dismorfofobia es una enfermedad que se caracteriza por la distorsión en cuanto a la percepción del propio cuerpo. Es decir, que nos vemos de forma diferente a lo que en realidad somos. Una barriga desmesurada, una cara muy fea, unos dedos de los pies terriblemente largos… Focalizamos la atención en una parte específica de nuestro cuerpo, que realmente percibimos como deforme, y nos obsesionamos en cómo podemos restaurarlo. En consecuencia, nos aislamos, sentimos vergüenza extrema, buscamos ayuda en la cirugía o el maquillaje y acabamos jugando al juego de las cajas chinas, ya que al reparar una “·deformidad” acaban fijándose en otra, que casualmente antes no habían visto.

 

 

Las trampas de la mente también nos pueden jugar malas pasadas en verano, por lo que, todos muy atentos a los comportamientos restrictivos, a la distorsión de la realidad y un consejo: Si tenéis una certeza extrema de algo, plantearos el dudar de su perfección, ya que de la misma manera que la perfección no existe, las certezas absolutas tampoco.

Existe una realidad para cada ojos que ven, una realidad parcial, sesgada y subjetiva que cuando vivimos como Verdad, nos arrastra hacia arenas movedizas, blandas y envolventes, que te atrapan y te ahogan.

 

Ángela Gual.

Abrir chat

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar